Gente Joven

NOS AUSPICIAN

Argentina, el país más visitado de América del Sur

El turismo ha sido una de las actividades económicas más afectadas por la pandemia del Coronavirus. Se preveía llegar a 1.8 billones de viajeros internacionales en 2030, pero esa estimación puede verse perjudicada por la pandemia de COVID-19 que ha provocado una caída histórica de los datos de viajeros en el año 2020, que es, hasta el momento, el peor año que se haya registrado en la historia del turismo

De acuerdo a la Organización Mundial de Turismo (OMT) y pese a los efectos adversos de la Covid, Argentina, que fue el país más visitado de América Sur en el 2019, continúa siendo el destino turístico con más visitantes en la región en el año de la pandemia y ocupa el 4to puesto a nivel continente americano.

 

A nivel nacional, en 2019; el número de turistas internacionales en Argentina creció en un 11,1 %, pero la cantidad de residentes del país que viajaron al exterior se redujo un 11,9 %, según el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC). El fenómeno se debe a que la fuerte devaluación del peso ante el dólar y el euro contrasta con la pérdida de poder adquisitivo de los argentinos. El 2020 comenzaba, para Argentina, con números récords en materia de turismo, augurando que se iba a superar con creces lo obtenido en 2019, hasta que la pandemia forzó el cierre de fronteras a nivel mundial provocando caídas inéditas en todo el mundo. A pesar de ello, en Argentina la disminución por las restricciones de viajes rondó del 68% y aún así, el país se mantuvo en el podio sudamericano.

 
A nivel mundial; la disminución de turistas, entre los países más visitados del mundo en el 2019, la encabeza China que perdió al 84% de sus visitantes con respecto al año anterior a la pandemia. Le siguen Tailandia con un 79,4%, España con 76,1%, Estados Unidos con 72 %, Turquía con 72,3%, Francia con 71,9%, Alemania con 63%, Reino Unido con 60,5%, Italia con 57,3% y por último México que perdió el 46,5% de sus visitantes en 2020.


El turismo internacional se vio más afectado que el nacional con bajas de más del 90% para el primero y poco más del 68% para el segundo.
 
Un dato llamativo es que más del 50% de los turistas extranjeros que ingresaron al país provenían de sólo 3 regiones: Brasil, Chile y Europa. En relación a los lugares elegidos por los residentes argentinos para pasar sus vacaciones en el exterior, Brasil continúa siendo el más elegido por los argentinos, seguido por Uruguay y Chile.

 
Los argentinos eligieron Argentina

Para poder darle un respiro al sector del turismo, el gobierno nacional ha apostado a fomentar el turismo local y, como parte de esta iniciativa, lanzó a fines del año pasado el Programa Pre-Viaje para fomentar las ventas turísticas para el 2021. La estrategia consistía en que, del total de lo gastado en el sector, el 50% sería asignado por el Estado como crédito en una tarjeta del Banco Nación y que podía ser usado en gastos de turismo durante el 2021. De esta forma, fueron más de 570.000 argentinos los que hicieron uso de la iniciativa que estuvo vigente hasta diciembre pasado. El 50% de los gastos realizados fue en agencias de viaje, el 40% en alojamientos y el 9% en transporte.

Durante el feriado largo de Carnaval, se movilizaron casi 10 millones de argentinos por el país y los 10 destinos más elegidos fueron el Partido de la Costa, Mar del Plata, Villa Gesell, Bariloche, Villa Carlos Paz, Pinamar, Monte Hermoso, Miramar, Córdoba y San Martín de los Andes. El turismo interno estuvo particularmente alentado por el cierre de fronteras de muchos países, especialmente aquellos que recibían un gran caudal de argentinos, como el vecino Uruguay.

 

Los destinos más beneficiados, tal vez, fueron aquellos más alejados, a cielo abiertoo no tan populares que este año fueron particularmente buscados por los turistas para respetar las medidas de distanciamiento. Es el caso de Neuquén que logró ocupación plena en todos sus destinos durante la segunda semana de febrero con un pico durante el feriado largo de carnaval.
 
En contraste, Mar del Plata recibió 40% menos turistas que durante el año anterior, aunque desde el sector destacan como positivo haber podido, al menos, tener temporada de verano, que sigue llegando gente a la ciudad ya que había personas convencidas de que el 15 de enero se cerraba todo.
 
A pesar de la disminución, la costa atlántica y la provincia de Córdoba se llevaron el 60% de los turistas de este verano, seguidas por Entre Ríos, Rio Negro, Neuquén, Mendoza, Salta, San Luis y Chubut. Según estadísticas oficiales, el Partido de la Costa, Mar del Plata, Bariloche, Villa Gesell, Pinamar, Villa Carlos Paz, Monte Hermoso, Miramar, San Martín de los Andes y Mina Clavero fueron los destinos más elegidos durante esta primera etapa, al que se suma la ciudad de Salta.

Nuevo Modelo de Política Turística

De acuerdo al relevamiento de la analista Murialdo, ha surgido un nuevo modelo de política turística: con promoción del turismo doméstico, prioridad en la preservación del medio ambiente, interés por asesoramiento digital, flexibilidad para cancelar viajes como requisito excluyente de viajeros, una preferencia de destinos turísticos basada principalmente en políticas sanitarias y seguimiento de protocolos; por lo que una de las claves será la promoción nacional de estadías cortas como fines de semanas al aire libre. Así se consolida una tendencia donde la elección de los turistas está muy influenciada por la posibilidad de tener contacto con la naturaleza y poder mantener un distanciamiento seguro para evitar contagio.

Proyección Esperanzadora

Durante el 2020, la actividad turística ha retrocedido 30 años, situándose en niveles de 1990 con caídas de más del 70% en llegadas de visitantes: los destinos recibieron unos 1.000 millones menos de turistas internacionales.
 
En el país, hubo mucha incertidumbre y preocupación cuando la temporada estival empezó a acercarse y desde el gobierno pusieron en duda la circulación y los encuentros sociales que traen consigo las vacaciones. Finalmente dieron luz verde y la temporada se pudo llevar adelante con resultado que no alcanzaron a los del 2020, pero que permitieron que el sector recibiera un respiro.
 
El acondicionamiento de los distintos destinos y el acceso a centros de Asistencia Médica distribuidos por el territorio generaron confianza en los turistas que una vez llegados a sus destinos se animaron a concurrir a lugares públicos como restaurantes, los cuales vieron un repunte en la cantidad de comensales a medida que el verano avanzaba. A pesar de las condiciones adversas, el sector turístico ha logrado adaptarse y el 2021 será un año de posible recuperación ante las grandes pérdidas sufridas en 2020.
 
Según el Foro Económico Mundial (FEM), 37 países son los que se encuentran mejor preparados para la recuperación y para la futura transformación económica. En el caso de Latinoamérica, destacan Argentina, Brasil, Chile y México. 
 
Aunque el año pasado no haya sido bueno para la industria turística, no todas son malas noticias los números del verano 2021 alcanzarían el 70% de los del 2020 según el Ministerio de Turismo y Deportes. Es un número alentador considerando que el verano 2020 fue récord y que esta temporada estuvo marcado por las dificultades que plantea la situación sanitaria.
 
La recuperación del turismo mantiene su crecimiento de forma sostenida desde julio del 2020, después de haber tocado su piso en abril de 2020 los valores aún están lejos de los previos a la pandemia.
 
Las hipótesis ampliadas para 2021-2024 de la OMT indican un repunte para el turismo en la segunda mitad de 2021. No obstante, puede que se necesiten entre dos años y medio y cuatro para volver a los niveles de 2019.La tendencia para este año, acentuada por preocupaciones sanitarias, es que los turistas seguirán posponiendo los viajes al exterior para priorizar destinos más cercanos a su residencia al menos hasta el momento en que la vacuna contra la Covid-19 esté más extendida en las poblaciones.

Informes anteriores